La evolución de los ciberdelincuentes ¿Doble extorsión?

Las organizaciones de Ransomware siguen evolucionando y ahora existen muchos más peligros de los que podrías imaginar, es por ello que en Nova te presentamos nuestra investigación sobre cómo es que operan y cuáles son los modelos con los que las empresas son afectadas. Además, te decimos cómo puedes prepararte y qué puedes hacer para no ser una víctima más.

Los ataques de Ransomware modernos siguen el mismo modus operandi, cifran la información de las empresas y exigen un pago a cambio de restaurar el acceso, pero la realidad es que no hay ninguna garantía de que los delincuentes cumplan su parte del trato aun pagándoles, por ello se ha vuelto una práctica común mantener respaldos de información que permitan reanudar operaciones en caso de un ataque de este tipo.

No obstante, desde finales del 2019 los delincuentes comenzaron una doble extorsión, amenazan con liberar públicamente los datos de las víctimas. Ya son más de 30 familias de ransomware empleando esta doble extorsión y es que el exponer la información de clientes es un problema importante, sobre todo si hablamos de información financiera o clasificada.

Por si eso fuera poco, las bandas criminales también agregan otras técnicas de extorsión, como lanzar ataques DDoS y/o acosar a los clientes de las víctimas, esto suma mucha presión en las empresas atacadas a las que no les queda más opción que ceder.

Las organizaciones delictivas que operan bajo un esquema de Ransomware as a Service (RaaS) se propagan más rápido, pues utilizan como medio a los afiliados de la víctima, el esquema de extorsión es simple, pero muy efectivo, la información crítica se va liberando en sitios de blogs, si la víctima no paga el rescate, los criminales contactan directamente a los clientes, socios comerciales, medios de comunicación e incluso comienzan subastas en donde le brindan esta información al mejor postor.

Pero ¿cómo es que las bandas criminales acceden a la información en primer lugar?

Lo más común es que usen phishing, ingeniería social u otras técnicas de infiltración que dependen de la activación de un usuario, es por ello que es muy importante mantener una cultura de seguridad sana en las organizaciones en todos los niveles de operación, también pueden infiltrarse explotando vulnerabilidades de sistemas operativos no actualizados o a través de dispositivos con conexión a internet, como cámaras de seguridad, proyectores o impresoras; el ransomware está preparado para evadir defensas o soluciones de seguridad de baja calidad y puede escalar rápidamente sus privilegios para mandar reportes con información crítica antes de cifrar los datos.

Entonces ¿Cómo puedo prevenir un ataque?

Lo cierto es que hoy día las amenazas no son del todo imparables, sobre todo si se mantienen practicas apegadas a los marcos de seguridad recomendados como realizar evaluaciones y entrenamientos de habilidades de seguridad con regularidad, realizar evaluaciones de vulnerabilidad periódicamente, mantener actualizado el software y aplicaciones, así como mantener respaldos y hacer cumplir medidas de recuperación de datos.

En Nova te recomendamos soluciones de seguridad que abarcan múltiples capas del sistema (correo electrónico, web, red, endpoints, etc) no basta con detectar componentes maliciosos, es necesario tomar medidas de seguridad que monitoreen comportamiento sospechoso en la red, por ejemplo Trend Micro Vision One ™  proporciona protección de múltiples capas y detección de comportamiento, detectando comportamientos cuestionables que de otra manera podrían parecer benignos cuando se ven desde una sola capa. Esto permite detectar y bloquear ransomware desde el principio antes de que pueda causar un daño real al sistema.

No olvides seguirnos en Facebook y LinkedIn para revisar más contenido de ciberseguridad y tecnologías de la información, estamos seguros de que no querrás perdértelo.

#NovaInforma

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on print
Share on email
Abrir chat